El trazo de Amy Winehouse

Un diseño de ANA VALVERDE y los cinco secretos de Amy

 

Una voz como la suya exigía el sabor que solo el dolor puede dar.

Y aún así, Amy brilló.

 

Se hizo un “piercing” a los 12 años

A los 12 años se perforó la nariz, por este motivo fue expulsada de la escuela de teatro a la que asistía.  Tenía una banda de rap “Sweet n´ Sour” con la que comenzó a componer canciones y tocar la guitarra a los trece años.

 

Incendió un vestido de 17 mil dólares

Cierto día organizó una “carne asada” en su casa con el simple motivo de quemar un vestido que le regalo el diseñador Alexander McQueen,  prenda valorada en 17 mil dólares.  El diseñador habló mal de la cantante y ella  quemó el vestido.

 

Amaba los gatos

Llego a tener 11 mininos. Sin embargo, durante la etapa crítica de su vida, tuvo que llevarlos a un refugio porque la situación estaba fuera de control. Trepaban por doquier, hacían destrozos y se reproducían sin parar. Alguna vez dijo que sería a ellos a quienes donaría toda su herencia.

 

Cuadro pintado con sangre

Se trata de un cuadro  pintado a base de sangre de las venas de la propia Amy y su entrañable amigo Pete. Esta obra de arte titulada “Ladylike” fue expuesta junto con varios objetos personales de la cantante en una subasta; el dinero recaudado se ingresó a la Fundación Amy Winehouse, creada por su padre para apoyar a jóvenes con problemas de pobreza y drogas.

 

El sueño de ser madre

El año en que murió, la artista estaba finalizando los procedimientos legales para adoptar a una niña del pequeño estado caribeño de Santa Lucía, donde Winehouse pasaba la mayor parte de su tiempo  con la esperanza de liberarse de sus problemas y grabar un nuevo disco. Fue precisamente allí donde Amy conoció a Dannika Agustine, una niña de 10 años, a la que quiso salvar de la pobreza en la que vivía. Llegó a reservar los billetes para ir a ver a Dannika, pero, por caprichos del destino, todo quedó en  un gran sueño para ambas.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *